Hogar del Huérfano – Rosario, Argentina.

Coordinadora: Valeria Irazoqui
Lugar: “Hogar del Huérfano” – Laprida 2129 – Rosario, Argentina

Nos cuenta Leonardo Ruben Parenti

Es la segunda vez que participo en la actividad y los sentimientos que viví volvieron a ser increíbles. Sentir que los chicos esperaban ese momento como “algo distinto”, alguien que les venía a dar parte de su tiempo me hizo sentir muy bien. El contacto personal con Alan, Yasmir, Alex y todo el resto fue lo que más me sorprendió. El estar cerca de cada uno, coordinarlos para que todos puedan escuchar y participar hizo que la actividad durara mucho más de lo planeado. Compartimos mucho más que cuentos: hubo risas, miradas, abrazos… mucho afecto.

Nos cuenta Cristian Agüero

“La iniciativa de la gente de Dattatec estuvo estupenda. Cuando uno forma parte de algo así piensa que aporta haciendo algo que produce mucha satisfacción que es la lectura de un cuento, en mi caso a niños del hogar de huérfanos de la ciudad de Rosario. Pero cuando todo terminó… te quedas con las sorpresa de que te llevas mucho más de lo que dejaste, primero por conocer a otras personas de diversas edades y procedencias que comparten tu mismo interés, que llevan su alegría y por supuesto el centro de todo esto es poder sacarle muuuuchas sonrisas a estos chicos, verles la cara de asombro cuando van pasando las hojas del cuento y dejarlos felices cuando se despiden de uno.

Seguramente esta iniciativa irá creciendo, sumando cada vez más personas que dan lo más valioso que tienen: sus ganas de compartir un poco de su tiempo en pos regalarles historias nuevas a los que están necesitados.”

Noelia Martin

Hace tiempo que tenia ganas de compartir un ratito de mi tiempo con los chicos del hogar y no se me ocurría como. El proyecto de Cuenta cuentos fue la excusa perfecta. A pesar de que fue mi segunda experiencia, todas son únicas e inolvidables. Fui con la expectativa de brindarles a los chicos cariño, alegría, y lo mejor de mi y ellos me lo devolvieron superandolo. No solo leímos cuentos sino que además jugamos y nos divertimos mucho. Fue como volver por un ratito a la infancia, un mimo para el alma.

Agradezco a este proyecto por darme esta oportunidad de hacer algo por alguien mas y no quedarme en el intento. Estoy muy orgullosa de ser parte de Dattatec!

Algunas imágenes de la experiencia:

Share